El musico tamaulipeco dejó un gran legado, siendo parte de un movimiento importante dentro del rock en México como lo es el Rock Urbano.

Breve pero imborrable incursión en el rock mexicano, es como podría decirse que fue el aporte de el legendario Rodrigo González; donde incluso podria decirse que fue uno de los principales precursores del rock urbano, donde se narraban las vivencias de la gran ciudad, incluso bautizandolo como ‘Heavy Nopal’.

Nacido en Tampico, Tamaulipas; González abandonó sus estudios y decidió emprender su carrera musical en la Ciudad de México en 1976, donde a pesar de tener una turbulenta época para el rock, Rockdrigo fue de los pilares importantes para que siguiera vivo este género musical.

Sus primeras presentaciones se trataban de temas que el mismo había compuesto, con un estilo acústico empezaba a hacerse notar, llamando la atención de diversas personalidades entre ellas Javier Batiz, con quien empezaria a tener presentaciones en diversos bares capitalinos.

A principios de los 80, González formo parte de un movimiento de rock llamado ‘Rock Rupestre’ donde se trataba de mantener la escencia rockanrollera llena de contracultura, urbanismo, migración y donde su estilo se basaba en la guitarra acústica, dando un estilo folk; parte de este movimiento también estaría conformado de grandes artistas como el caso de Rafael Catana y Jaime Lopez.

Te recomendamos:Rock en México en los 70.

A raíz de esto, Rockdrigo González seria reconocido obteniendo gran fama y donde realizaría trabajos discograficos altamente exitosos, tal caso como lo es ‘Hurbanistorias’ una pieza importante dentro de la historia del rock en México, lanzado en 1984.

De este álbum destaca ‘Estacion Metro Balderas’ un tema que sin duda selló el legado de Rockdrigo; Sin embargo la polémica no quedo fuera dentro de la vida de González, en donde también se vio envuelto Alex Lora quien emprendía su proyecto El Tri, esto en 1985 donde Lora lanzó una versión de este tema, modificando la letra de este tema, algo que no cayó bien a González.

Lamentablemente en 1985 la Ciudad de México viviría uno de los momentos más lamentables en su historia y no solo de la ciudad, sino también una tragedia nacional, debido a un fuerte sismo de 8.1 el 19 de septiembre, en donde Rockdrigo González fallecería a la edad de 34 años, junto a su pareja Françoise Bardinet. Sin embargo a González le sobrevive su hija Amanda Lalena, mejor conocida como Amandititita.

Después de su fallecimiento la disqueria Ediciones Pentagrama lanzaría material inedito, siendo ‘El Profeta del nopal’ (1986), ‘Aventuras en el defe’ (1989) y ‘No estoy loco’ (1992) sus últimos álbumes, enalteciendo aún más el legado de Rockdrigo González.

Comments

0 comments

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí